El año pasado, en un esfuerzo sobrehumano, nos dispusimos con Hernán Schell a hacer una cobertura extensa sobre los horribles premios Oscar 2017. Por motivos que desconocemos esa grabación se perdió en el éter y se volverá mítica. Mientras tanto a uds, pobres lectores, les queda este intento de reproducir el enojo pero aún con mayor decepción que en la entrega del año anterior. Si en 2017 nos quejábamos de la horrible corrección política, 2018 no hace más que entregarnos una suma de lugares comunes del buenísimo y la solemnidad como pocas veces recordábamos. Los detalles sobre esta maravillosamente horrible ceremonia que no podemos dejar de perdernos (el año que viene hacemos una cobertura de la Red Carpet al mejor estilo Joan Rivers, ya que eso puede ser más estiumulante) los podrán escuchar en los veintitantos minutos que están aquí. Denle play mientras corren, lavan los platos o lo que sea. Prometemos emoción, risas y diversión a granel.

El espectáculo más aburrido del mundo

Por Hernán Schell & Federico Karstulovich

 

Comentarios